lunes, diciembre 26

Libros: Historias ocultadas del nacionalismo catalán

Extraordinario libro, como suelen ser los escritos por Barraycoa. Y lo son porque el autor tiene la capacidad de explicar de forma accesible para cualquiera las cuestiones más complicadas. En este caso el reto no era ese, el reto era contar las cosas como fueron, sin necesidad de atizar estopa ni de incensar a nadie. Y eso es lo que consigue hacer Barraycoa: cuenta las cosas, las presenta, las expone, y las narra; y de tan obvias que son, no necesita hacer más.

El estilo es ligero (a pesar de sus más de 300 páginas el libro se lee en dos patadas) pero el poso es demoledor. Las chocantes curiosidades abundan. ¿ Sabíais, por ejemplo, que la fiesta del 12 de Octubre fue un "invento" catalanista, o que los "mossos de escuadra" fueron en su origen "botiflers", o que Prat de la Riba reconoce explícitamente que el motor del nacionalismo es el odio?. Pues si no lo sabíais (como era mi caso) leyendo este libro os enterareis de todo eso y muchas otras interesantes curiosidades más.

De lo que más me ha gustado del libro es la cita con la que comienza, que transcribo y recomiendo leer despacio y a ser posible un par o tres veces, porque describe a la perfección como piensa el mundo moderno y post-moderno, incluyendo a tantos católicos (y no de los progres, precisamente):

"Toda escatología trascendental proclama el fin de este mundo. Pero la escatología secular siempre queda atrapada en su propia contradicción. Proyecta sobre el pasado una imagen de lo que nunca fue, y concibe lo que es en términos de lo que no es, y el futuro en términos de lo que nunca podrá ser". (F.A.Voigt)

En fin, que recomiendo vivamente este libro. A mi me ha gustado, me ha enseñado y me ha entretenido. Creo yo, sin embargo, que a un catalán que conoce de verdad lo que es Cataluña por vivir o haber vivido allí, esta obra puede resultar verdaderamente luminosa.

Pinchando aquí se llega a la página de la editorial donde encontrareis varios sitios donde comprarlo por internet. Ya solo espero que Libros Libres tenga la feliz idea de encargar las "Historias ocultadas del nacionalismo vasco" a Carlos Ibañez Quintana.

16 comentarios:

Galsuinda dijo...

Lo tengo en la fila para leer, me animas mucho.

Saludos

Yurremendi dijo...

Si yo fuera Barraycoa hubiera vetado esa portada que es lo más cutre que he visto en mucho tiempo.

Además, el timbaler del Bruc llevaba barretina, que, como la boina, es un gorro castizo, popular, telúrico y contrarrevolucionario. No me parece nada bien que su honor quede así mancillado, rebajandolo a risible enseña de nacionalismo.

Lo más probable es que de diario los nacionalistas catalanes llevaran sombrero hongo, que un sombrero de bulevar urbano, rígido, postizo y extranjero.

Embajador en el Infierno dijo...

Galsuinda- No te lo pierdas.

Yurremendi- Pues ya sabes, escríbele y se lo cuentas. Creo que tiene mucho sentido lo que dices.

Millinery politics dijo...

Si es que está clarísismo: dime qué te pones sobre la cabeza, y te diré quién eres. Cuando la república, los catalanistas cambiaron el sombrero hongo rígido, que empezó a estar mal visto por aburguesado, adoptando el que se llamaba, precisamente, "flexible", o sea de estilo americano, como los de los gánsters.

Don Quijote dijo...

Si señor, creo que es un libro extraordinario y yo también lo recomiendo.

Por cierto señor embajador, ¡feliz navidad (más vale tarde que nunca) y próspero año!

Un abrazo

Santiago dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Guifré el Pilós dijo...

No potser tanta idiotesa! Es evident que la portada a estat disenyada per un cualsevol penjat madrilenyo. Els madrilenyos y el espanyols feu fàstic y si aquest tipus es carlí, com sembla, no es català, y si es catalá, és que se li a eixugat el cervell a força de llegir pamfletos feixistes!!!

Anónimo dijo...

Tu puedes escribir otro sobre el nacionalismo español "a la madrileña" que es tu zona y por esas tierras también hay gente infectada de nacionalismo, aunque distinto, claro.

Fernando dijo...

Feliz año 2012, Embajador.

Embajador en el Infierno dijo...

Millinery- Interesante apunte, gracias.

D.Quijote- Muy feliz Navidad para ti y los tuyos. Un abrazo

Guifré- Me encantaría responderte pero es que no te entiendo. En fin, un poco de educación no te vendría mal.

Anónimo- Si siguieras esta bitácora habitualmente te darías cuenta que ese asunto ha sido tratado aquí muchas veces. Para mi el nacionalismo, sea el que sea, es hijo bastardo del liberalismo y por tanto escoria.

Fernando- Muy feliz año para ti también.

Guifré el Pilós dijo...

No te canses tratando de entender al tal Guifré, era yo, que quise gastarte una inocentada el 28, pero como ya ha pasado el día en que todo está permitido con tal de "hacer unas risas", que decimos en mi pueblo, pues hoy me confieso delante del beatísimo personal.

Besitos.

Yurremendi

Embajador en el Infierno dijo...

Joder, ¡lo sabía!. Desde aquel email del museo de cera de Londres siempre sospecho de ti.

Guifré el Pilós dijo...

Es malo para la paranoia, mi Embajador, sospechar siempre de este humilde admirador... En cualquier caso, me llevé una pequeña (y merecida) decepción al ver que no respondías el mismo día. A damp squid, que dirías en tu juventud.

¿A que mola la foto del perfil de Guifré? De fondo la fastuosa , el puño rabioso en alto, y en la otra mano unos paperots para no olvidarse del guión.

Si es que son como niños.

Guifré el Pilós dijo...

Un lapso: quise escribir "la fastuosa senyera estelada..."

Anónimo dijo...

No, si ya... el nacionalismo como una forma de idolatría, subproducto del liberalismo, que son todos nefandos, bla, bla, vale, pero si le escribieran un comentario en ingles le parecería muy cool pero si le escriben un comentario en una de las lenguas de España se niega a entenderlo y pide "buena" educación. Quizas lo suyo no es nacionalismo sino colonialismo. En fin, así nos va.

Embajador en el Infierno dijo...

Yurre- Suficiente tengo con intentar mantener un poco el ritmo de entradas. Eso de contestar en el día olvídalo. Y si, siempre sospecho de ti, tengo razones más que fundadas. Por cierto, que nunca me llamaron del Servicio Secreto Vaticano, pero yo sigo esperando. Desde luego el perfil y la foto muy currado, pero lo que me hizo sospechar fue la cagada de "Santiago". Je, je...

Anónimo- El inglés lo entiendo casi perfectamente, el catalán no. Cool o no cool esa es la realidad. No me "niego" a entender, es que no lo entiendo. Creo que mi respuesta primera es educada, simplemente responde a la realidad de las cosas. Como veo que lo suyo es hacer inferencias gratuitas e insultantes, evitando informarse, le paso este enlace con la esperanza que lo haga y sobre todo para que le ayude a dejar de hacer el canelo. De nada.